martes, 13 de abril de 2010

Lecciones lapidarias I: La piedra vampira

De la piedra que chupa la sangre



Del deciseseno grado del signo de Aries es la “piedra que chupa la sangre”. Ésta es de su natura caliente y seca. Y hállanla en algunos lugares, en las partes de Oriente. Su color es verde y ha en ella una mancha bermeja, y quien la toma en la mano, hállala áspera y fulana porque es porosa. De facción es, de la una parte llana y de la otra redonda, en figura de media espera.

Su propiedad es tal, que si rompen el cuero a cual animal quiere y la ponen allí, tira la sangre por muy gran fuerza. Y esto hace en el cuerpo vivo, más no estando la sangre apartadamente. Y quien quisiere saber la cantidad de la sangre que tira, débela pesar cuando la hubiere tirada, y después métala en agua caliente, y saldrá de ella toda aquella que ha tirado, y ficará como antes era; y pésela entonces otra vez, y sabrá la cuantidad de la sangre que tiró.

Alfonso X, rey de Castilla Lapidario (edición de Sagrario Rodríguez M. Montalvo, según el manuscrito escurialense H.I.15, Madrid, Gredos, 1981).

Texto disponible online a través de la Biblioteca Virtual Cervantes:

http://www.cervantesvirtual.com/servlet/SirveObras/01604185103474960770035/p0000001.htm?marca=lapidario#

4 comentarios:

Pato dijo...

¡Lo que faltaba!! Hasta en la sopa, mecagüen... ¿Qué será lo siguiente? Cojines-vampiro, aguadelaBritta-vampiro, musgo-vampiro, tenedor-vampiro...
Así no me extraña que escondamos la mano después de tirar la piedra...

A princesa no xardín dijo...

Filtros Britta vampiros, que idea!!! Non sexas dura con Alfonso X, parrula: naquel tempo estaban libres de Twilights e demais vampichorradas!

:***

Pato dijo...

¡Cierto! La verdad es que lo primerísimo que me vino a la mente tras leer la entrada fue absoluta y embobada admiración. Si existe una piedra-vampiro es justo que tú la hayas encontrado!

Llosef dijo...

¿Pero podemos encargar una a los Reyes Magos o no????

Me pido prime.